Una dinastía se abre paso entre la penumbra

Estándar

A veces, me cansa el seguir adelante con mis proyectos,a veces,cuando no veo resultados sino más baches,es cuando me planteo qué estoy haciendo…

A veces, retrocedo sobre mis pasos y los observo detenidamente con ansia de encontrar la respuesta,con ansia de avanzar ante el retroceso.

Impresión de caída repentina en un bucle de confusión y negatividad que se ve mermado por la impaciencia del presente con el ansia de futuro ante un mar inmenso de tormentas y cumbres borrascosas, tinieblas que ocultan tu camino, calles laberínticas que te llevan al inicio sin un destino claro.

Andas mendigando por las esquinas mientras escupes tus capacidades máximas en busca de un futuro mejor, potenciándote al más puro estilo indoor,  potenciándote desde tu ser más profundo.

Sacas a relucir tus cualidades al máximo ante quejidos de esfuerzo y pasión por lo que haces, porque tus valores superan a tus obligaciones y tus obligaciones las conviertes en pasiones.

Pasión por dar de ti mismo lo mejor de cada día, de cada instante mientras creas el sol y la luna juntas.

Patriciadas de la vida

Vas creando tu futuro con pequeñas migajitas de motivaciones, ese motor que a todos nos lleva hacia el camino de los sueños, camino hacia los objetivos más profundos. Puedes visualizarlos claramente cuando los sientes en ti,cuando sientes que vas por el camino correcto, que siempre va a ser el camino de tu alma.

Ese camino por el que estás dispuesto a dar todo de ti, estás dispuesto a embarrarte y a llorar lágrimas de sudor, ese camino difícil, al que te cuesta llegar pero que , a la par, te da cada vez más energía gracias a su dificultad. Por el camino que seguramente será más difícil que otros pero no menos reconfortante.

Energía cuántica que vibra a tu alrededor esperando a que la ilumines con tu esfuerzo y tesón. Esfuerzo,tras esfuerzo,tras esfuerzo,que se hace duro e intenso.

A veces creo que lo mejor es no esperar nada , no creer que va a suceder pero sí creer en tu presente, en ti. A veces no esperar, desbloquea una parte incesante de vida, una energía concentrada en la conciencia plena con la expresión del yo más profundo.

Una dinastía se abre paso entre la penumbra, abriendo mares y atravesando montañas. Una dinastía de espíritu joven y alma pura, luz blanca de las estrellas fugaces.

Brillo intenso en tus mejillas que te hace renacer desde tu sonrisa hasta tu esternón, llenando tu vientre de mariposas centelleantes. Mariposas de emociones fuertes que te hacen retractarte ante la cercanía a tus objetivos, ante el don de tu yo más vital, el de tu alma.

Perseveras, intentas, persigues, insistes, vuelves a perseverar…pero no pierdes de vista tu objetivo, sigues hacia él sabiendo que todo el esfuerzo que haces se ve recompensado con autoconfianza.

Crees cada vez más en ti mismo aprendiendo de tus errores, avanzando en la senda de los sueños presentes y, como consecuencia, sueños futuros llenos de caóticas verdades plenas. Cáos que te lleva al orden más pulcro donde el tetris va encajando sus piezas.

A veces, me cuesta escribir palabras motivadoras, a veces un bloqueo se apodera de mi y me hace parar. Pero también,otras veces, mi alma atrapa el bolígrafo y escupe todos los sentimientos agarrados en lo más profundo, desata en un mar de lágrimas intensas que intenta convertir en sonrisas.

Tras varios intentos, logra lo nunca visto, la lágrima inteligente de una sonrisa ensimismada y encorsetada en un momento glorioso de felicidad.

No permitas que las tinieblas nublen la lágrima infinita de la felicidad,deja que la dinastía fluya en plena ebullición incandescente.    Patriciadas de la vida

Anuncios

»

  1. No es que de la vida haya que esperar algo o no, solo debes creer en ti y saber que lo que haces forja tu futuro. Poner pasión a lo que hacemos e intentar no desesperarnos por el tiempo porque lo tenga que ser será…
    Creer en uno mismo siempre será lo mas importante y no dejar nunca de perseguir nuestros sueños porque en la “vida” no hay nada imposible

    Le gusta a 1 persona

    • Gracias por tu aportación, cierto que hay veces que la desesperación se apodera pero hay que saber controlarla y pensar que es un pasito más acercándote a tus objetivos. Lo importante es no perderlos de vista y no cegarse como bien dices por la esperanza. Como bien dices, lo que es “es”. Gracias Jose. Un abrazo.

      Me gusta

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión /  Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión /  Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión /  Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión /  Cambiar )

w

Conectando a %s