Cómo conjugar nuestras energías

Estándar

“Deja fluir tus energías pues ellas son tu guía”.

Es parte del consejo que os di en mi último post, un consejo muy práctico que requiere una explicación. Como todos sabemos, existen 4 elementos fundamentales en la naturaleza: fuego, tierra, agua y aire y un quinto elemento que os diré al final, que es muy importante para comprender cada uno de los anteriores. Todos ellos se conjugan en una coordinación perfecta para que exista una armonía, un flujo constante que crea el Ying Yang.

image

Cada uno de los elementos constituyen una parte esencial en nuestro ser y se encuentran en constante movimiento con una representación directa en nuestra realidad:

  1. Fuego : fuerza, carácter, persistencia, lucha. Un elemento muy importante de cara a la consecución de nuestras metas y, sobre todo, del objetivo supremo de auto-realización que sin persistencia y lucha no se puede conseguir.
  2. Agua: pureza y transparencia. Son cualidades necesarias para ser sinceros con nosotros mismos que requieren de práctica y proyección personal, desde nuestro interior.
  3. Tierra: firmeza,seguridad,realidad. Un elemento que nos impulsa a seguir nuestro camino siempre con un paso firme manteniendo nuestros cimientos y patrones.
  4. Aire: vida,energía. Representa una necesidad imperiosa para poder sobrevivir,pero sobre todo una necesidad de respirar un aire cálido y húmedo que no esté contaminado,energías que nos aporten vitalidad.

Por último y más importante, el elemento que hace que todos los anteriores brillen en perfecta sincronía: el éter. Un elemento invisible e inmaterial que representa nuestra esencia, personalidad y alma.Un elemento que guía a cada uno de los anteriores y que,aunque no se pueda tocar ni ver,sin duda es el que crea la armonía. Sólo tenemos que sentirlo y dejar que él mismo dirija los demás elementos,siempre permitiendo una coherencia entre lo que sentimos,pensamos y cómo, en consecuencia, actuamos.

¿Cuántas veces hemos actuado haciendo lo contrario a lo que sentimos?En estos casos,estamos dando la espalda a nuestro 5°elemento y por ello,todos los demás se descontrolan.

 

“Haz caso a tu instinto, a tus sentimientos,ellos se encargarán de conjugar todas las demás fuerzas.”

image

Anuncios

»

  1. Pingback: La gran influencia de la risa | Patriciadas de la vida

  2. Pingback: El gran don de la sensibilidad | Patriciadas de la vida

  3. Pingback: La astenia otoñal vs adaptación a entorno | Patriciadas de la vida

  4. Pingback: Volver a cambiar de casa mi alma | Patriciadas de la vida

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s